x

A Valencia con un lema: «El esfuerzo es innegociable»

9 abril, 2019

Alberto Bravo (14 de diciembre de 1981) es de Salamanca. Ahora está afincado en Vitoria. Antes vivió en Torrevieja y si se le nombra Valencia, dos imágenes le vienen a la cabeza: «El cauce del río con el copado de personas que corren en el carril 5K y su maratón».

Alberto es triatleta y el deporte es su pasión. Se estrenó en los 42.195 metros «hace unos cuatro o cinco años» y el pasado 2 de diciembre en el Maratón Valencia Trinidad Alfonso EDP se llevó «una grata sorpresa: «Desde que me estrené en la distancia he ido bajando marcas pero en Valencia logré terminar en 2:28. No me lo esperaba y menos a mis 37 años. Sé que estoy cerca de mi tope por mi edad pero seguiré buscando mejorar. Es factible aunque es cierto que el día salió con unas condiciones ideales, el viento perfecto. En diciembre espero acercarme a los 2:27».

Maratón Valencia

Este salmantino, entrenador en un club vitoriano, destaca de la prueba valenciana «la meta»: «El circuito es increíble, pero los dos o tres últimos kilómetros están muy bien preparados. La organización es muy buena para la cantidad de gente que hay, es importante saber gestionar también el número de inscritos». En la pasada edición de la carrera, hubo récord de inscripciones con 22.000 dorsales vendidos.

Este año, el mejor maratón de España se celebrará el 1 de diciembre. La organización, en busca de la excelencia, más allá de la etiqueta de oro de la IAAF, ha anunciado medidas contra los «tramposos». Una decisión que amantes del deporte como Alberto valoran positivamente. «He estudiado educación física, para mí el deporte es esfuerzo, eso es innegociable, yo no sufro, me esfuerzo. Ver que el deporte profesional está bastante contaminado por el dopaje o que en las carreras populares la gente acorta para pasar del kilómetro 20 al 25, siendo sincero si uno se engaña a sí mismo me da igual, pero el que le quita un premio a otro… hay gente que corre limpia, se le perjudica y me toca la fibra. Los gobiernos autonómicos tendrían que legislar sobre la gente que hace trampas y también sobre los que corren sin dorsal por ejemplo. Mientras, deberán apostar con medidas para concienciar a todo el mundo que ama el deporte», reflexiona Alberto.

Noticias relacionadas

Política de cookies
Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestrapolítica de cookies, pinche el enlace para mayor información.