x

Historias 42,195K: Un maratón de élite a solo 317 kilómetros de casa

4 junio, 2019

Rafael Martínez va camino de los 40 años (16/10/1979) y vive en Zaragoza. Tras su debut en los 42.195 metros de su ciudad natal, quiso buscar alguna «más llamativa, más importante» donde mejorar su marca y repetir una experiencia inolvidable. Para encontrar un maratón top, sólo tenía que desplazar la vista 317 kilómetros.

«El Maratón Valencia Trinidad Alfonso EDP era junto a Berlín mi mejor opción. En los últimos años, la valenciana se ha puesto entre las diez mejores del mundo y por cercanía no lo dudé ni un momento», apunta Rafa, quien valora positivamente tener en España una carrera de este nivel: «Es una suerte, ahora me he apuntado solo, de momento. Aunque me entreno con un grupito de personas, sólo iré yo a Valencia. Todavía falta mucho pero yo ya llevo ocho semanas entrenándome». Lo hace incluso con la equipación oficial: «Me gustó y para motivarme me la compré».

El próximo 1 de diciembre quizás le acompañe en la línea de salida del Maratón Valencia Trinidad Alfonso EDP uno de sus hermanos. Son cuatro y tres de ellos saben qué es eso de terminar una 42K: «Soy el pequeño. Mi hermano mayor, Gabriel, me ayudó en mi debut y quizás otro de ellos, Jesús, venga conmigo a Valencia».

Rafa Martínez - Maratón Valencia

Rafa no se considera un runner: «Sólo me entreno de forma habitual tres o cuatro días a la semana». Él empezó a practicar atletismo con nueve años, sin embargo, los estudios y el trabajo le fueron alejando de él. En 2017, volvió a retomar una actividad que le ayuda en su día a día: «En realidad no me entreno tanto por hacer carreras, sino porque me libera la mente en mi día a día. Me permite ver los problemas de una magnitud inferior y a relativizar las cosas».

Este zaragozano también es consciente de que disfruta porque ama la carrera a pie: «Cuando la gente me pregunta y les explico que para mí esto es como una catársis, me dicen que también van a empezar a correr. Yo a continuación les pregunto si les gusta porque si no, no van a disfrutar». En Valencia desea dejarse llevar, volver a disfrutar y mejorar su marca. Quedan justo seis meses para la prueba, un tiempo que no se le hará demasiado largo: «Aprendí a tener paciencia. En 2018, en mi debut se pospuso por las inundaciones en Zaragoza».

Noticias relacionadas

Política de cookies
Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si está conforme con ello, pulse ACEPTAR. Si no lo hace, es posible que la página web no cargue todas sus funcionalidades. Para más información, puede consultar nuestra política de cookies pinchando en el enlace.

Aceptar