x

Historias 42,195K: A ritmo de indie para preparar su séptimo 42K

1 octubre, 2019

Vetusta Morla, Izal o Love of Lesbian forman la banda sonora de la preparación de Ricardo Montilla (Valencia, 1979) para el Maratón Valencia Trinidad Alfonso EDP. La historia de Richard, como le conocen, con la carrera a pie no se entiende sin el concepto amistad. Con su amigo Jano corrió su primera prueba en 2006: «Me apunté a una 10K en la Vall D’Uixó sin prácticamente haberla preparado. La acabamos con toda la decencia que se puede terminar una carrera de 10 kilómetros sin apenas preparación. Desde ese momento caí rendido al mundo del running y no concibo mi vida sin ponerme unas zapatillas y salir a correr». El próximo 1 de diciembre será su amigo Juan el que le acompañe a la meta: «Si las lesiones nos lo permiten», comenta. Será la tercera vez que comparten juntos ese momento.

En 2019, Richard correrá por séptima ocasión los 42.195 metros tan inolvidables, espera, como los de su debut: «Mi primer maratón fue en 2012, lo recuerdo con mucha nostalgia. Lo preparé en solitario, fue duro pero muy gratificante. Te dejas llevar por la motivación de ir superando entrenamientos y distancias que jamas creíste que conseguirías. Cuando llega el día, te ves en la línea de salida con infinidad de dudas pero con la adrenalina por las nubes de ver que estás a punto de conseguir un sueño que jamas pensaste que alcanzarías, y 42 kilómetros después te ves pisando la tarima azul animado por tu familia y amigos. Sin duda, el verlos a todos en la línea de meta es la mejor recompensa que puedes tener después de tanto esfuerzo».

Richard se olvida del crono en las pruebas. «No me obsesionan las marcas, intento disfrutar de la carrera sin ir con el cuchillo entre los dientes y llegar a meta lo más entero posible». Un amante de la carrera a pie como él y de los valores que transmite el deporte no comprende qué «motiva» a algunos participantes a hacer trampas y aplaude las medidas de la organización contra ellos: «No comprendo por qué lo hacen, ya sea acortando el recorrido, falsificando el dorsal o cederlo a un tercero para que haga mejor marca. Buscar la manera de alterar el resultado considero que está fuera de lugar y muchas carreras deberían tomar ejemplo del maratón», afirma.

​Esta historia ha sido publicada previamente en el diario Las Provincias

Noticias relacionadas

Política de cookies
Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si está conforme con ello, pulse ACEPTAR. Si no lo hace, es posible que la página web no cargue todas sus funcionalidades. Para más información, puede consultar nuestra política de cookies pinchando en el enlace.

Aceptar